NOX-ACTIV® ¿Qué es y para qué sirve?

232262498_368568934836606_1549721727886639261_n
Share:

Antes de poder comprender qué es NOX-ACTIV® lo primero que debemos entender es qué es el concepto de la fotocatálisis.

La fotocatálisis parte del principio natural de descontaminación de la propia naturaleza. Al igual que la fotosíntesis, gracias a la luz solar, es capaz de eliminar CO2 para generar materia orgánica, la fotocatálisis elimina otros contaminantes habituales en la atmósfera, como son los NOx, SOx, COVs, mediante un proceso de oxidación activado por la energía solar.

La fotocatálisis es una reacción fotoquímica que convierte la energía solar en energía química, en la superficie de un catalizador o sustrato, consistente en un material semiconductor que acelera la velocidad de reacción. Durante el proceso tienen lugar reacciones tanto de oxidación como de reducción. De esta forma se promueve la eliminación de la mayor parte de los contaminantes en las ciudades.

NoxActiv-01

Por medio de la fotocatálisis se puede eliminar la mayor parte de los contaminantes presentes en las zonas urbanas: NOx, SOx, compuestos orgánicos volátiles (VOCs), CO, metil mercaptano, formaldehído, compuestos orgánicos clorados, compuestos poli-aromáticos. Los materiales de construcción tratados con un fotocatalizador eliminan sobre todo las partículas NOx que están producidas por los vehículos, la industria y la producción de energía.

El fotocatalizador más comúnmente utilizado es el dióxido de Titanio (TiO2) y productos derivados de él.

¿Cómo favorecen las cubiertas NOX-ACTIV® la descontaminación a través de la fotocatálisis?

NOX-ACTIV® es el nombre que recibe el grupo de láminas autoprotegidas, para impermeabilización de cubiertas no transitables, que trabajan como catalizador de la fotocatálisis gracias a su protección mineral aditivada con NOXITE. Y Noxite es el compuesto químico que recubre cada micro-gránulo, de dicha autoprotección en las láminas, y está formulado en base a dióxido de Titanio (TiO2).

Este tipo de cubiertas son capaces, según condiciones atmosféricas, de llegar a neutralizar 4 mg/m3 por m2 de cubierta al año. Esto, para una cubierta de 10.000 m2, puede suponer las emisiones de partículas NOx que emiten unos 10 vehículos diésel al año.

Es importante destacar que en el mercado existen diversas soluciones de cubierta descontaminantes, pero BMI NOX-ACTIV® es la única tecnología, presente en el mercado, con la cualificación que avala el sello AIF (Asociación Ibérica de la Fotocatálisis). Este sello confirma que el material o solución ha sido certificado bajo norma europea y cumple con el propósito fotocatalítico.

Solicita información a nuestro equipo de expertos

Share: